Circular Prado Negro-Jimestral-Peña de la Cruz

Sábado, 18 de Marzo de 2017
Promotor: Loli
Comentado por Loli

El Jinestral, ¿y eso que es?, ¿dónde se encuentra?

Yo lo averigüé hace unos años solamente. En mi infancia, cuando visitábamos la pedanía de Prado Negro, me dijeron que aquella enorme mole rocosa que se alzaba por encima de nosotros eran los Dientes de la Vieja. Y me parecía lo más lógico. Sus tajos y acantilados con rocas acanaladas, dispares y melladas, bien podrían asemejarse a unos dientes de vieja.

Hoy día ignoro si dicha denominación es correcta. El conocido como Cerro Jinestral es una larga y curiosa loma amesetada que puede tener más de tres kilómetros de un extremo a otro con altitudes que oscilan entre los 1700 y los 1913 metros en la que es considerada su cima. Aunque esta cima puede pasar hasta desapercibida ya que su punto geodésico ya no existe. Y lo más curioso del Jinestral es la presencia de grandes tajos con una verticalidad que puede llegar a los 100 metros en alguno de ellos, en ambas vertientes. Pertenece a Sierra Arana y es una de sus cimas más importantes.

Circular Sierra de Arana

(Jose Antonio, Mari Luz, Luis O. Celia, Mati, Luis C., Mercedes, Ignacio, Miguel, Ana B., Raquel, Reyes, Heny, Inma R., Encarni, Gemma, Ana A., Fany, Mamen, Jose Luis, Manolo, Loli. En esta ocasión además nos acompañan tres miembros del club Verticalia que algunos andarines conocieron en su recorrido por los Carros de Fuego. Antonio, Ana Mª, Miguel Angel.)

Pues había llegado el día en que Andarina supiera dónde se encuentra el Cerro el Jinestral y pateara por encima del mismo.

Con los coches llegamos hasta la zona de bares de Prado Negro, unos directamente, otros desde nuestro punto habitual de partida. Por el carril que pasa por el Cortijo las Cinco Fuentes fuimos ascendiendo hasta el cortijo denominado de Pedro Andrés.

Ascenso al Jimestral

Con nuestro objetivo a la vista fuimos cruzando en oblicuo y subiendo bastante por una cierta vereda que nuestro animoso Jose Antonio pudo encontrar entre la multitud de retamas, al comienzo, entre las plantas almohadilladas de los cojines de monja y los múltiples pedruscos que se han ido amontonando con el tiempo, fruto de la propia erosión de la mole caliza que tenemos por encima nuestra.

Ascenso al Cerro del Jimestral

Y llegamos a la base del Cerro Jinestral. En concreto a la zona que buscábamos para poder subir al mismo. En ella los tajos son algo más bajos y con piedras menos verticales. Es lo que dan en llamar un coladero o canuto. Es la única forma de subir a este cerro, por uno de estos canales. En un pateo anterior de exploración habíamos subido por los Tajos de la Luna, pero estaban más lejanos y a la vuelta de los mismos habíamos descubierto este otro coladero que nos ha resultado más corto y llevadero que los Tajos de la Luna.

Después de esta corta subida por el canuto, un mundo a nuestros pies y al alcance de nuestra vista. Bueno, esto último no fue completo porque una fea neblina o bruma no dejaba ver claramente los confines de esta espectacular vista. Sierra de Cazorla, Sierra Mágina, Sierra de Baza, Hoya de Guadix, una inmensidad frente a nosotros. Sin olvidarnos de toda la hilera de los 3.000 más importantes de Sierra Nevada. Cubiertos de nieve pero que no tienen su mejor atractivo debido a la bruma mencionada. En las planicies, campos extensos y el asentamiento de los pueblos cercanos, Iznalloz, Bogarre…

Ascenso al Cerro del Jimestral

Comenzamos a recorrer la cordal de esta meseta. En toda esta ruta no hay veredas ni caminos señalizados. Y aquí arriba mucho menos. Caminamos sobre terrenos kársticos en los que se van sucediendo las formaciones típicas de los mismos, dolinas, lapiaces…. El terreno no es fácil de caminar. Nos encontramos con rocas bastante erosionadas que presentan huecos y cuchillos, hay que ir como saltando de roca en roca y caracoleando para encontrar el mejor paso y salvar las diferencias de altitud. Cada uno camina como mejor puede, prestando cuidado y sin perder de vista el suelo. Lo que hace que el recorrido no sea para nada aburrido. A lo que se suma que de vez en cuando te paras y echas un vistazo a tu alrededor. En uno de estos vistazos descubrimos la clara y elevada silueta de La Giganta, cumbre de Sierra Arana que tuvimos oportunidad de escalar en la primera ruta del presente año. Justo enfrente los Riscos del Moro, lugar dónde la verticalidad de los tajos del Jinestral llega a los 100 m.

Había algún que otro pequeño nevero, recuerdo de la última nevada. Y encima de uno de estos restos de nieve, algo inusitado e inesperado. Una serpiente, una víbora auténtica. De tamaño pequeño me pareció, aunque yo no entiendo de este tema y nunca había visto una víbora.

Ascenso al Cerro del Jimestral

Después de una foto de grupo en lo que, supuestamente, es la cima del Jinestral, una parada corta para tomar un pequeño refrigerio en una dolina muy cuca que hemos escogido para evitar el constante y fresquito viento que nos va acompañando. Llegamos al final de la meseta. Más adelante el abismo.

Retrocedemos unos pasos, hasta un hito que parece indicarnos que por allí se baja. Aunque con esta altitud y verticalidad parece tarea harto difícil. Pero con cuidado y buen paso, lo conseguimos sin ninguna incidencia.

Cruzamos el collado y aunque no tenemos intención de subir a la Cabeza del Caballo por no retrasarnos mucho, acabamos en la base de su cima, 1887 m.. A la que para subir hay que hacer una corta trepada.

Ascenso al Cerro del Jimestral

Pero como tenemos ya enfrente la enorme ladera con su joroba que se retuerce hasta la cima del Peñón de la Cruz, bajamos enseguida hasta el Collado de Pedro Andrés para comenzar la que será la última subida del día.

Con anterioridad ya se han despedido Inma y Gemma, que tienen prisa, y aquí nos abandonan Reyes, Mati, Mercedes y Heny que siguen su camino de vuelta al caserío de Prado Negro.

Las sabinas rastreras nos acompañan al inicio de la subida. El terreno sigue siendo parecido. Sin ruta definida, cada uno sube a su ritmo, por el mejor sitio que encuentra para ir sorteando las rocas y lapiaces que nos vamos encontrando. Miradas atrás nos muestran toda la cima del Jinestral que va quedando por debajo de nuestra línea de visión, al igual que la Cabeza del Caballo, que desde aquí nos enseña toda su envergadura, no solo la pequeña roca que parece desde lejos.

La cima del Peñón de la Cruz es la más alta de Sierra Arana, 2027 m. Algunos la incluyen dentro de la Sierra de Huetor, por su proximidad, indicando que también es el punto más alto de la misma.

Unas vistas privilegiadas se abren para nosotros. El Cerro Orduña con sus antenas en la cima, El Peñón de la Mata, El Jorobado, el peñón de Haza Santa, el Majalijar, el Tajo y Collado de las Buitreras, Cabeza de Asno y detrás el Espantabellacos al que tuvimos oportunidad de subir la temporada pasada.

Volvemos por el mismo camino. Es un decir, porque camino no hay. En la base del Peñón de la Cruz torcemos a la derecha y vamos bajando campo a través. Sorteando cojines de monja, pedruscos y algunas aulagas hasta una especie de carril que nos lleva hasta una vivienda aislada y un abrevadero con un gran caño de agua que parece nacer algo más arriba. Torcemos nuevamente a la derecha y recorremos los últimos metros entre encinas y algunas de las viviendas sueltas que hay por esta pedanía de Prado Negro.

Ascenso al Cerro del Jimestral

Hasta llegar a la placeta dónde hemos dejado los coches y dónde están los dos únicos bares del lugar. Bares que por ser sábado y hacer un día estupendo de primavera, están a reventar. Ni una mesa libre.

Nuestro momento “cerveza” de final de ruta no nos lo perdemos. Pero se ve desmejorado porque nos tenemos que tomar la cerveza aisladamente o en pequeños grupos.

Y colorín, colorado, esta ruta se ha acabado. Espero que la hayan disfrutado nuestros visitantes de Córdoba y el resto de asistentes. Aunque yo figuro como promotora, el éxito del desarrollo de la misma hay que agradecérselo a todos los caminantes. Con especial mención a Jose Antonio, Raquel, Luis y Antonio y Miguel Angel que llevaban la ruta en su GPS.

Nos vemos en la próxima.

Pulse en una foto para ver la galería completa

« 1 de 8 »

 

Video Realizado por Nacho

Añadir a favoritos el permalink.

Un Comentario

  1. Vaya pedazo de crónica. Eres una maestra

Deja un comentario